La pérdida de la privacidad

Publicado el 08/02/2012

Puede que muchos no se hayan dado cuenta de algunas de las consecuencias que tiene uno de los avances más populares de los últimos años: los smartphones . Desde que tenemos estos dispositivos en nuestros bolsillos, gozamos de unos servicios que llevábamos muchos años imaginando. La mayoría de estos servicios en forma de aplicaciones son gratuitos porque no cuestan dinero pero, se puede considerar un precio la pérdida de privacidad a la que estamos sometidos.

Información a la que aceeden las aplicaciones del movil A muchos nos ha llamado la atención las condiciones que firmas cuando descargas una aplicación en el móvil. Un inocente juego puede acceder a tu registro de llamadas o a tu ubicación . Esto puede no suponer ningún problema a una persona madia pero desde luego es importante tener en cuenta algunos detalles.

Ten en cuenta que estas empresas están recibiendo en todo momento tu ubicación. Saben todos tus movimientos. Conocen a que hora sales de casa, donde vas, por donde vas, donde paras a tomar un café, cuanto tiempo estas, etc. ¿Le darías esa información a tu novio o novia? ¿Se la daría a tu jefe? Piensa por un momento a quien le darías esta información de tu vida segundo a segundo. ¿Te das cuenta de la importancia de que das información de cuando no hay nadie en tu casa ? ¿Te das cuenta de que no sabes a quien se la estás dando? Probablemente no te interese que nadie sepa todos tus movimientos. Para que no lo reciban hay una solución muy sencilla, apagar tu GPS excepto cuando lo vayas a utilizar. Puede que no te importe repartir esa información a tantas empresas como aplicaciones tengas en tu teléfono pero espero que te resulte interesante almenos saberlo.

Por otro lado, también das la información de tus llamadas telefónicas que haces y que te hacen. Ten en cuenta que si llamas a una persona que tiene una aplicación que tú también tienes, esta empresa tiene una información valiosa pero sobre todo, tiene una información que yo no le daría a nadie .

Simplemente con este artículo quiero hacer ver a quien lo lea que hemos perdido una parte importante de privacidad y que tenemos que aprender a vivir con ello en esta nueva era de transición en la que vivimos. Las aplicaciones del móvil no cuestan dinero pero no son gratis.

Razones para la rebeldía

Comentarios recibidos

No hay comentarios

Qué opinas?

Nombre opcional


Escribe el código de la imagen verde

Listado de razones